03 mayo 2008

Mariposas: Guía para el manejo sustentable de las mariposas del Perú

Portilla (2001) señala que doce países (Brasil, Colombia, Ecuador, Perú, México, Zaire, Madagascar, Australia, China, India, Indonesia y Malasia) albergan el 70% de la diversidad biológica mundial, incluyendo la vida terrestre, marina y de aguas dulces. Esto significa que el Perú posee una cantidad enorme de especies de animales, plantas, hongos, bacterias, etc., tantas que, a la fecha, la ciencia sólo ha podido describir una pequeña fracción.

El hombre peruano manejó su biodiversidad de manera sorprendente por cientos de años, domesticando una gran variedad de plantas y animales en condiciones ambientales difíciles; sin embargo y debido a razones históricas, ecológicas y geográficas (Diamond 1997), esta información ha quedado marginada para los nuevos pobladores. Esta situación se debe en gran parte a la falta de capacidad de los peruanos para reconocer la importancia de la riqueza natural de su país, ya que siempre se mira afuera como paradigma de desarrollo.

Curiosamente, fueron extranjeros europeos quienes se percataron primero de la importancia de la biodiversidad del país y de lo poco que los peruanos la conocían. Ya en 1803, el barón Alexander von Humboldt, naturalista alemán que recorrió América develando su enorme potencial biológico, le contaba a un amigo en Europa en una carta: “Lima está más separada del Perú que de Londres...”, mostrando el centralismo y la falta de conocimiento e interés de la clase dirigente criolla en el resto del país.

Han pasado más de 180 años desde que se proclamó la independencia del Perú y, pese a la gran depredación que los peruanos han hecho de sus recursos naturales, todavía poseen una gran cantidad de ellos. Hay que decir,sin embargo,que se han tomado algunas medidas: existe una nueva legislación, se han firmado convenios internacionales como los de Río y CITES, varias de las instituciones nacionales han comenzado a dirigirse lentamente hacia un manejo sustentable de la biodiversidad, etc. Todo esto es positivo, pero insuficiente. Sólo se conoce una pequeña fracción de la diversidad biológica del país y se sabe mucho menos sobre su potencial económico.

Esta guía ha sido elaborada con el fin de desarrollar el uso sustentable de las mariposas del Perú y está dirigida a los profesionales especialistas en temas de manejo de recursos naturales, así como a los empresarios, funcionarios públicos y estudiantes que deseen incursionar en el fascinante mundo del manejo de los lepidópteros. Si bien se intenta utilizar un lenguaje sencillo, existen palabras o explicaciones técnicas, por lo que siempre se recomienda la consulta a un biólogo o profesional en estos temas.

Esta guía no pretende ser una receta sobre cómo criar mariposas, ya que existen muchas técnicas, y para describirlas se tendría que realizar un trabajo que excede por mucho la intención y extensión de la presente obra. Lo que se espera es que este documento ofrezca al usuario los principios necesarios y los elementos esenciales para lograr un uso sustentable de este recurso.

Esta obra es producto del trabajo que realizó el autor principalmente en la investigación sobre la cría de lepidópteros desde el año 1992, y que luego concluyó junto con su socio, el biólogo Alfredo Ríos Fernández y decenas de personas que trabajaron con ellos. En 1996 instalaron la primera granja comercial de mariposas del Perú a orillas del río Tambopata, en el departamento de Madre de Dios. Durante los años subsecuentes desarrollaron por primera vez en el país una tecnología que les permitió criar en cautiverio hasta 40 especies que se comercializan, llegando a producir 26 mil ejemplares de mariposas en el año 2001.

El potencial económico y comercial de las mariposas en el Perú

El Perú es, sin lugar a dudas, el país con mayor cantidad de especies de mariposas en el mundo. Este dato es sustentado por el constante esfuerzo de biólogos peruanos y extranjeros, especialistas en este recurso, quienes clasifican año tras año nuevas especies. Hasta octubre del año 2003 se reportaron 3,880 especies y se estima que este número podría llegar a 4,451 (Lamas, 2003). Otros países que compiten en riqueza de mariposas son Colombia con 3,102 especies, Brasil con 3,268, Ecuador con 3,000, África Sub-ecuatorial con 3,600, Venezuela con 2,300 (Nield, 1996), y Costa Rica y Panamá con 1,500 especies (Lamas, 1999). Por su parte, Australia y Oceanía cuentan con 1,226 especies y, con mucho menor cantidad, figuran Norteamérica con 765 especies y Europa con alrededor de 570 (Constantino, 1994).

Estas cifras se refieren al grupo de mariposas diurnas, conocidas también por el nombre de Rhopalocera. Desde el punto de vista comercial, tienen mayor potencial las familias Nymphalidae, Papilionidae y Pieridae, seguidas de las Lycenidae, Riodinidae y Hesperidea.

Download: Clic aqui

Fuente: IBC Perú

No hay comentarios.: